Diferencia entre trading e inversión en línea en el mundo financiero

Sin ninguna clase de duda, los mercados financieros han tenido un nuevo peso en la vida cotidiana de las personas gracias a la llegada de las herramientas Fintech, las cuales permiten combinar lo mejor del mundo del desarrollo y la innovación con lo último en necesidades financieras. A continuación, nos detendremos en las diferencias entre dos términos que se suelen confundir: trading e inversiones en línea. 

No vamos a centrarnos especialmente en todo lo que se ha modificado desde la llegada de las nuevas tecnologías a nuestra vida cotidiana. Así como podemos hablar del crecimiento de los asistentes virtuales en la atención al público o de las billeteras virtuales a la hora de realizar pagos, también podemos hablar de cómo el sector financiero se ha revitalizado y expandido gracias al mundo de las Fintech.

¿De qué se trata el sector Fintech?

Para comenzar, debemos detenernos en un concepto que utilizaremos varias veces a lo largo de esta nota: Fintech. Este término anglosajón proviene de la unión de la abreviatura de dos palabras inglesas: finances y technology. El concepto, en épocas de globalización e hiperconexión, recorrió el mundo rápidamente.

Las empresas del sector Fintech suelen ser sellos jóvenes y flexibles, los cuales se encuentran avocados a encontrar las mejores soluciones financieras a las necesidades del siglo XXI a partir de lo último en tecnología. Los programadores y desarrolladores, en ese sentido, se encuentran creando nuevas herramientas de forma constante.

De hecho, es probable que tú manejes a diario algunas de las herramientas Fintech en tu teléfono móvil sin saber que se llamaba de esa manera. El caso de las billeteras virtuales, los nuevos bancos en línea o los brókers de inversión son solo algunos casos.

Una nueva era de inversión

Ahora que ya sabemos de qué hablamos cuando hablamos de Fintech, podemos adentrarnos en analizar el nuevo fenómeno de inversiones en línea que se vive en distintas partes del mundo. Sitios especializados como OperacionesBinarias.org son cada vez más populares y reciben visitas de nuevos usuarios a diario.

Lo cierto es que, en los últimos años, las herramientas técnicas, acompañadas de las mejoras en conectividad, han permitidos que los pequeños y medianos inversores puedan acercarse al sector financiero, dejando atrás una serie de mitos y que muchas veces impedían el acercamiento a los distintos mercados e instrumentos.

Hoy en día, distintos estudios, encuestas y análisis de datos, han demostrado que la edad de ingreso a los mercados financieros es mucho menor que en comparación con una década atrás. Los más jóvenes, en ese sentido, también se han convertido en los nuevos actores y dinamizadores del mundo de las inversiones.

trading vs inversión online

Lo mismo puede pensarse en torno a los pequeños y medianos inversores. Así como ya no se cree que se necesita una larga experiencia, también se ha derribado el mito que sostiene que para ingresar al sector financiero se debe poseer una gran cantidad de dinero ahorrado o una situación privilegiada.

¡Otra diferencia!  Diferencia entre PayPal y Bizum

Sin dudas, nos encontramos ante una nueva era de inversión, en donde sectores como las criptomonedas han ganado una gran popularidad por recibir a actores e inversores de distinto origen, convirtiéndose incluso en un tema de conversación del día a día para millones de personas en todo el mundo.

Hecho todo este recorrido, entonces, es momento de detenernos en la diferencia entre dos términos que comúnmente se suelen usar de manera indiferenciada: trading vs inversión en línea. ¿Cuál es la diferencia? ¿En qué consiste cada uno? A continuación, todo lo que necesitas saber sobre el tema.

Diferencia entre trading e inversión en línea

Los traders e inversores online suelen ser equiparados en muchos artículos periodísticos o conversaciones. Pero su trabajo es esencialmente distinto, por más que compartan un mismo objetivo: optimizar sus ganancias y obtener los mejores rendimientos posibles tras los movimientos en el mercado en el que operan.

En ese sentido, incluso, ambos son considerados como grandes aportantes a la economía en su conjunto, ya que gracias a sus movimientos, facilitan distintas cuestiones: el trader es el encargado de aportar liquidez en los mercados, facilitando el comercio de activos. Los inversores online, en tanto, permiten la financiación de proyectos, lo que también se conoce como “capital” de inversión.

Así, para comenzar a profundizar en la diferencia entre trading e inversión en línea, podemos comenzar a definir de manera breve a cada uno de ellos.

  • Trading: es una estrategia financiera que consiste en comprar y vender diversos activos e instrumentos en periodos muy breves de tiempo. Su objetivo es sacar la mayor ventaja de la natural fluctuación de precios que ofrecen los mercados. Puede pensarse como una carrera de 100 metros en los Juegos Olímpicos.
  • Inversiones en línea: en tanto, los inversores en línea pueden ser considerados corredores de fondo o maratonista, ya que piensan a largo plazo.Así, la compra y venta de activos e instrumentos se produce en periodos más extensos y se busca el beneficio a partir del crecimiento del valor del activo o de los dividendos.

Como ya se puede prever, cada cual posee sus propias ventajas y sus propias desventajas, así como también requieren habilidades, aptitudes y perfiles de inversor diferentes. Es por ello que, a continuación, vamos a detenernos en cada una de estas cuestiones.

  • Perfil de inversor: mientras que el trading se caracteriza por ser la estrategia favorita de aquellos que poseen un perfil de inversión más agresivo, las inversiones en línea tradicionales se caracterizan por ser una inversión a largo plazo, con un perfil moderado y hasta incluso conservador, dependiendo el instrumento y mercado en opción.
  • Mercados: el trading es una estrategia que crece, tal y como hemos dicho, gracias a las ventajas técnicas, lo que permite que también sea cada vez más posible de ejecutar en distintos mercados. Sin embargo, las inversiones en línea, en general, suelen tener más amplitud y ofertas.
  • Habilidades: las habilidades que debe poseer un trader, además de una baja aversión al riesgo, son todas aquellas relacionadas a la toma de decisiones en poco tiempo, soportar la presión y analizar de manera veloz todo lo que ofrecen los gráficos y estadísticas para realizar el próximo movimiento.
¡Otra diferencia!  Diferencia entre origen y procedencia

En tanto, los inversores en línea deben saber pensar a mediano y largo plazo, desconfiado incluso de algunas señales que muestre el presente. El pensamiento del inversor tradicional es mucho más analítico y baraja distintas estrategias y planes de contingencia de acuerdo a lo que muestre el mercado.

  • Posibles ganancias: por último, el trading se suele pensar como una suerte de atajo para ganar rendimientos elevados. Si bien eso no es del todo cierto, ya que un trader también debe tener paciencia y pensamiento estratégico, por lo general el riesgo que se asume está compensado o equilibrado con el horizonte de posibles ganancias en un corto plazo.

Las inversiones, a pensarse a largo plazo, suelen tener un horizonte de ganancias más mediano, aunque también más sostenido en el tiempo, de allí también su riesgo un tanto menor. Sin embargo, cada inversor en línea posee su propia estrategia, las cuales también pueden incluir algunos momentos de trading dependiendo el contexto y los mercados en donde se invierta.

Daniel Gutiérrez Viñas

Formación académica: Miembro acreditado por la institución europea EFPA como "European Financial Advisor" Licenciado en Economía por la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid Máster en Asesoramiento y Planificación Financiera por la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid. Experiencia laboral: Manager de educación financiera en Benowu International Academy S.L. desde 2016 Analista de Tradingdesdecero.com desde 2016 Información profesional previa: Anteriormente gestor de operaciones en Banco Sabadell, Consultor de trading en Academy of Financial Trading, Asesor Financiero en Seguros Santalucía y Gestor Comercial en Caja Madrid.