Diferencia entre sembrar y plantar

Es probable que en algún momento hayas querido colocar plantas en tu jardín, pero te topaste con el hecho de no saber si se siembran o se plantan. ¡No te preocupes! Aquí te contaremos cuál es la diferencia entre sembrar y plantar para que no te confundas.

¿Qué es sembrar?

Sembrar es un proceso en el cual se toman las semillas sin germinar y se depositan directamente en la tierra. El proceso de sembrar no resulta tan sencillo como podría parecer debido a que se deben de tomar en cuenta distintos tipos de factores.

La profundidad del agujero, la cantidad de semillas y su tipo, la humedad, agua, etc. Son factores que se deben de tomar en cuenta al sembrar. De igual forma, se debe de tomar en cuenta las condiciones climáticas y del suelo para que las semillas germinen de forma adecuada y crezcan como deberían.

Proceso de sembrar semillas sin germinar
Proceso de sembrar semillas sin germinar

¿Qué es plantar?

Por otro lado, el proceso de plantar involucra tanto a árboles como plantas en su etapa pequeña, es decir, ya germinadas y levemente desarrolladas. Aquí también se suelen usar plántulas que son la etapa de planta bebé la cual se da tras germinar la semilla.

El proceso de plantado también implica ciertos puntos a tomar en cuenta como lo es la calidad del suelo y las condiciones climáticas. Aunque una ventaja es que, al ser una planta o árbol pequeño, esta ya tiene cierto desarrollo lo que hace que el crecimiento inicial sea mucho menos complicado.

Proceso de plantar plantas
Proceso de plantar plantas

Diferencias entre plantar y sembrar

  • Proceso: La primera diferencia que encontramos está en el proceso. El sembrar involucra que se coloquen semillas sin germinar en el suelo. Por otro lado, el plantar requiere que coloquemos pequeñas plantas ya germinadas en el suelo.
  • Semilla o planta: Otra de las características a tomar en cuenta es lo requerido a la hora de colocar la planta o semilla. En el caso del plantado necesitas de plantas ya germinadas, en tamaño pequeño. Para sembrar, lo que necesitarás serán semillas de acuerdo con el tipo de suelo y siembra esperada.
  • Requerimientos: Los requerimientos de suelo también cambian de acuerdo con el proceso elegido. Las semillas requieren de otro tipo de requerimientos comparado con el sembrar una planta o un árbol ya crecidos. Los requerimientos de agua y de nutrientes cambian, así como las condiciones requeridas del suelo.
  • Tipo de suelo: De igual forma, se debe de tomar en cuenta el tipo de suelo, ya que hacer crecer plántulas necesita de otro tipo de suelo, lo mismo sucede en las semillas las cuales necesitan un suelo fértil. En cambio, en el caso de las plantas ya crecidas, estas se pueden sembrar incluso en agua, como pasa con la hidroponía.
  • Costos: Por último, vale la pena mencionar que muchas veces es más sencillo plantar cuando compras las plantas ya crecidas en un vivero que sembrar semillas. En cambio, si no tienes mucho presupuesto, sembrar directamente las semillas puede resultar mucho más barato y accesible en costos.

Diferenciapedia.com

Somos los expertos en explicar las diferencias que todos nos preguntamos en el día a día.Cada redactor de nuestro equipo está especializado en su materia de ahí la calidad del contenido para dar respuesta a cualquier tipo de diferencia.¡LA MEJOR WEB DE LAS DIFERENCIAS!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *