Diferencia entre silla de comedor y silla de oficina

Las épocas de confinamiento nos obligaron a muchos a tener que trabajar desde nuestra casa. Es normal que en nuestra vivienda no contemos con el equipo de oficina adecuado, por lo que para sentarnos a trabajar acudimos a la opción más rápida: una silla del comedor. Pero, esto es un grave error, ya que una silla de comedor no puede equipararse a una de oficina debido a sus diferencias, las cuales iremos repasando a lo largo de este artículo.

¿Qué son las sillas de comedor?

Una silla de comedor es una silla bastante genérica en lo que a necesidades ergonómicas se refiere. Su diseño suele ser minimalista, más estético que funcional, debido a que están pensadas para que te sientes una o dos horas y ya. Para un comedor van de lujo, ya que aportará belleza al ambiente y ayudará a mantener la estética, entre tantos modelos como los que tiene Kiona Decoración, puedes elegir el que mejor te parezca, pero no están pensadas para trabajar.

¿Qué son las sillas de oficina?

Las sillas de oficina están diseñadas para ser usadas durante prolongadas sesiones de trabajo, que suelen promediar las 8 horas. Su diseño es ergonómico, esto evita que tengamos problemas en la columna y espalda en el corto y largo plazo. Además, los cojines suelen ser más cómodos de lo normal, de este modo no será una tortura estar sentado durante mucho tiempo.

A nivel general están pensadas para estar en una oficina y brindarles máximo confort a los empleados que operen en ella. De ahí sus múltiples características y funciones adicionales, como la regulación de altura o los apoyabrazos.

Principales diferencias entre una silla de oficina y una silla de comedor

Las sillas de oficina y de comedor, estéticamente guardan muchas diferencias, pero, muchas personas no terminan de comprender la importancia de usar la silla adecuada para trabajar. Es por ello que vamos a repasar las principales diferencias y como afectan en el modo de trabajar.

  • Diseño: Quizás la diferencia más clara, la silla de oficina está diseñada para amoldarse a tu cuerpo, para que mantengas una postura ergonómica y así cuidar tu espalda. Mientras que, las sillas de comedor suelen tener diferentes tipos de espaldares y asientos, no necesariamente ergonómicos.
  • Funciones: Mientras que en una silla de oficina podemos reclinar el asiento o graduar la altura, en una silla de comedor no.
  • Tiempo de uso: Las sillas de oficina están pensadas para ser usadas al menos 6 horas al día, en sesiones largas de trabajo. Mientras que, una silla de comedor no será usada para sentarse por más de una hora.
  • Movilidad: Las sillas de comedor tienen diseños de patas estáticas, anti resbalantes en algunos casos, para el comedor vienen de maravilla, ya que evitarán accidentes en la cocina o que los niños estén de un lado a otro. Mientras tanto, las sillas de oficina cuentan con ruedas que permiten un fácil desplazamiento y una estructura para que la silla pueda rotar 360°.

A nivel general, son sillas muy diferentes, esto no quiere decir que una sea mejor que la otra, pero, dependiendo del propósito, debemos elegir bien. Recuerda que trabajar en sillas de comedor puede no ser perjudicial al corto plazo, pero a largo plazo serán tu espalda y columna quienes agradezcan el uso de una silla ergonómica.

Diferenciapedia.com

Somos los expertos en explicar las diferencias que todos nos preguntamos en el día a día.Cada redactor de nuestro equipo está especializado en su materia de ahí la calidad del contenido para dar respuesta a cualquier tipo de diferencia.¡LA MEJOR WEB DE LAS DIFERENCIAS!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.