Diferencia entre avispa y abeja

Si alguna vez has visto a un insecto volar hacia a ti y notas un aguijón es probable que hayas gritado que es una abeja, pero ¿No es una avispa? Si no sabes diferenciarlo, no te preocupes, aquí te contaremos la diferencia entre abeja y avispa.

¿Qué es una avispa?

Aunque las avispas parecen similares a las abejas, estas difieren en la morfología a las abejas. En primer lugar, son más grandes, en segundo, tienen una forma mucho más alargada y atlética con un aspecto aerodinámico con el tórax más reducido y la unión más estrella, por ello lo de cintura de avispa.

Sus alas son alargadas y más grandes que las de las avispas, así como sus pantas que también son más extensas. Estas pueden tener colores como negro, negro con amarillo y rojo, además de que, a diferencia de las abejas, su picadura es más dolorosa y pueden realizar múltiples picaduras.

¿Qué es una abeja?

También te puede interesar: ¿Cuáles son las diferencias entre jalea real y miel?

Una abeja es un insecto de apenas 15 mm de largo el cual se caracteriza por ser de color negro o pardo obscuro con franjas de vellos de color amarillo o rojo. Estas, además, disponen de 2 pares de alas a cada lado de la misma lo que las ayuda a volar.

Su principal característica está en que las abejas viven en colmenas, colonias de insectos donde las abejas tienen un rol distinto como obreras, reina, etc. Para vivir, las abejas forman un panal el cual, en su interior, alberga al tesoro dulce dorado, la miel.

Principales diferencias entre la avispa y abeja

  • Tamaño: La primera diferencia que encontramos es que la avispa suele ser ligeramente más grande que la abeja, esto al menos en longitud. En volumen o anchura, la abeja puede ser un poco más robusta.
  • Colores: El color de la abeja es pardo oscuro en distintas intensidades, así como dispone de franjas doradas. Por otro lado, las avispas pueden venir en distintos colores como lo son negras, marrón oscuro, rojo o amarillo, así como en combinaciones de colores como negro con amarillo, por ejemplo
  • Cuerpo: Otra diferencia entre abeja y avispa que encontramos es el hecho de que la abeja es más robusta y redondeada. Por otro lado, la avispa es mucho más aerodinámica, delgada y alargada. Una peculiaridad es que cuenta con la famosa cintura de avispa, la unión estrecha entre el tórax y abdomen.
  • Picaduras: Las avispas tienen un aguijón el cual funciona de forma retráctil, por así decirlo, lo que hace que las avispas puedan dar varios piquetes, además de que estos son más dolorosos. Por otro lado, las abejas solo pueden picar una vez debido a que al desprenderse el aguijón estas mueren.
  • Hábitat: Por último, los avisperos (lugar donde viven las avispas) estos suelen ser más pequeños, estrechos y alargados. Las avispas los fabrican a partir de celulosa de madera masticada. Por otro lado, las avispas viven en panales mucho más grandes debido a que forman colmenas o colonias lo que hace que estos sean más voluminosos.

Diferenciapedia.com

Somos los expertos en explicar las diferencias que todos nos preguntamos en el día a día.Cada redactor de nuestro equipo está especializado en su materia de ahí la calidad del contenido para dar respuesta a cualquier tipo de diferencia.¡LA MEJOR WEB DE LAS DIFERENCIAS!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *