Diferencia entre tornillos autorroscantes y autoperforantes

Los tornillos autorroscantes son adecuados para unir materiales más delgados, mientras que los tornillos autoperforantes por puntos son adecuados para materiales más gruesos que requieren perforación previa. Ambos tipos de tornillos tienen aplicaciones específicas y se utilizan comúnmente en diferentes industrias.

A la hora de realizar una reparación o introducirnos en el mundillo del bricolaje, los tornillos serán de gran importancia, pero ¿Qué tornillo necesitas exactamente? Hay dos tipos muy populares, los autorroscantes y los autoperforantes, aunque a primera vista puedan parecer idénticos, tanto en su propósito como en su uso varían mucho. Vamos a conocer un poco más de ambos tipos de tornillo.

¿Qué es un tornillo autorroscante?

El tornillo autorroscante es aquel que puede perforar un material y posteriormente, crear su propia roscasin la necesidad de hacer un agujero previamente con una broca. Son una gran opción si no se cuenta con una broca o bien, quieres ahorrar tiempo e instalarlo de una vez. Este tipo de tornillos están diseñados para perforar materiales blandos, como puede ser la madera.

En cuanto a su diseño, podemos encontrar varias características resaltantes. La primera es que su punta es bastante afilada, con una forma cónica que le permite entrar con facilidad a los diferentes materiales. También podemos apreciar que la rosca es mucho más grande que la de un tornillo normal, esto se hace para que pueda tener un mayor agarre y eficiencia al crearse su propio espacio. Son una gran opción si no hay espacio suficiente como para perforar un agujero con un taladro.

Tipos de tornillos autorroscantes

  • Tornillos autorroscantes con rosca completa: Estos tornillos tienen una rosca que se extiende a lo largo de toda la longitud del vástago. Se utilizan para unir piezas más delgadas, como láminas de metal o plástico.
  • Tornillos autorroscantes con rosca parcial: Estos tornillos tienen una rosca que se extiende solo parcialmente a lo largo del vástago. Se utilizan comúnmente en la construcción y en aplicaciones de madera, donde se requiere una fijación fuerte.
  • Tornillos autorroscantes de cabeza plana: Estos tornillos tienen una cabeza plana y se utilizan para unir materiales que deben quedar planos y nivelados, como paneles de yeso o madera contrachapada.
  • Tornillos autorroscantes de cabeza redonda: Estos tornillos tienen una cabeza redonda y se utilizan en aplicaciones donde la apariencia no es crítica, como en la construcción de cercas o en la fijación de piezas de metal.
  • Tornillos autorroscantes de cabeza hexagonal: Estos tornillos tienen una cabeza hexagonal y se utilizan en aplicaciones donde se requiere una fijación segura, como en la industria automotriz.
  • Tornillos autorroscantes de cabeza avellanada: Estos tornillos tienen una cabeza avellanada y se utilizan en aplicaciones donde la cabeza del tornillo debe quedar empotrada en la superficie del material, como en la instalación de bisagras en puertas o ventanas.
Diferencia entre tornillos autorroscantes y autoperforantes
Tipos de tornillos autorroscantes
También te puede interesar: Zincado vs Galvanizado

Medidas estándar de los tornillos autoperforantes

Las medidas estándar de los tornillos autorroscantes varían según el tipo de rosca y el diámetro del vástago. Las medidas más comunes para tornillos autorroscantes con rosca completa y parcial son las siguientes:

  • Tornillos autorroscantes con rosca completa: Las medidas estándar varían desde 2,2 mm de diámetro hasta 6,3 mm de diámetro. Las longitudes comunes oscilan entre 6,5 mm y 50 mm.
  • Tornillos autorroscantes con rosca parcial: Las medidas estándar varían desde 2,9 mm de diámetro hasta 6,3 mm de diámetro. Las longitudes comunes oscilan entre 9,5 mm y 50 mm.
¡Otra diferencia!  Diferencia entre seda y satén

Las medidas de los tornillos autorroscantes pueden variar dependiendo del país o región, y algunos fabricantes pueden producir medidas personalizadas según las necesidades del cliente. Es importante seleccionar el tamaño adecuado de tornillo autorroscante para la aplicación específica para garantizar una fijación segura y adecuada.

¿Qué es un tornillo autoperforante?

El tornillo autoperforante es una gran herramienta para las tareas un poco más pesadas en el bricolaje, aquellas que requieren de un tornillo en superficies más duras, como lo puede ser el metal. La gran ventaja de este tipo de tornillos es que su uso es muy fácil, utilizando un taladro o destornillador eléctrico, podemos perforar cualquier material duro sin mucho esfuerzo.

Gracias al diseño, podemos ver las claves de su funcionamiento. Cuenta con una punta afilada que gracias a la velocidad adquirida por el taladro o el destornillador, logran abrirse paso por los diversos materiales. Al ingresar al material, se sujeta de forma firme y segura, convirtiéndolos en una gran opción para materiales pesados. Esto te puede ahorrar mucho tiempo y dinero, al no requerir de una broca o taladro para perforar previamente el agujero.

Tipos de tornillos autoperforantes

  • Tornillos autoperforantes con cabeza hexagonal: Estos tornillos tienen una punta afilada y una cabeza hexagonal. Se utilizan comúnmente en aplicaciones de construcción y metalurgia, como la fijación de láminas de metal en techos y paredes.
  • Tornillos autoperforantes con cabeza de lenteja: Estos tornillos tienen una punta afilada y una cabeza de lenteja. Se utilizan comúnmente en la industria de muebles y en aplicaciones de carpintería, como la fijación de piezas de madera y tableros.
  • Tornillos autoperforantes con cabeza de arandela: Estos tornillos tienen una punta afilada y una cabeza de arandela integrada. Se utilizan comúnmente en aplicaciones donde se requiere una mayor fuerza de sujeción, como en la fijación de placas de metal en estructuras de acero.
  • Tornillos autoperforantes con cabeza avellanada: Estos tornillos tienen una punta afilada y una cabeza avellanada para quedar empotrados en la superficie del material. Se utilizan comúnmente en aplicaciones de carpintería y en la instalación de bisagras en puertas y ventanas.
  • Tornillos autoperforantes con cabeza de pan: Estos tornillos tienen una punta afilada y una cabeza de pan. Se utilizan comúnmente en aplicaciones de construcción y metalurgia, como la fijación de placas de metal en estructuras de acero.
Tipos de tornillos autoperforantes
También te puede interesar: Puerta blindada vs Puerta acorazada

Medidas estándar de los tornillos autoperforantes

Estas medidas pueden variar según el país o región, además de que cada fabricante podría fabricar sus propias medidas. Considera esta información simplemente como referencia:

  • Tornillos autoperforantes con punta hexagonal o de lenteja: Las medidas estándar varían desde 3,5 mm de diámetro hasta 6,3 mm de diámetro. Las longitudes comunes oscilan entre 10 mm y 50 mm.
  • Tornillos autoperforantes con punta de arandela: Las medidas estándar varían desde 4,8 mm de diámetro hasta 6,3 mm de diámetro. Las longitudes comunes oscilan entre 13 mm y 50 mm.
  • Tornillos autoperforantes con punta avellanada: Las medidas estándar varían desde 3,5 mm de diámetro hasta 6,3 mm de diámetro. Las longitudes comunes oscilan entre 10 mm y 50 mm.
¡Otra diferencia!  Diferencia en una cobaya y una chinchilla

Principales diferencias entre tornillos autorroscantes y autoperforantes

  • Funcionamiento: Los tornillos autorroscantes se utilizan para unir dos piezas de metal, plástico u otros materiales, mientras que los tornillos autoperforantes por puntos se utilizan para perforar y unir materiales más gruesos, como el metal.
  • Forma: Los tornillos autorroscantes tienen una rosca cortante en la punta que se enrosca en el material que se está uniendo, mientras que los tornillos autoperforantes por puntos tienen una punta afilada y una cabeza de perforación para perforar el material antes de enroscarse.
  • Aplicaciones: Los tornillos autorroscantes se utilizan comúnmente en la industria automotriz, electrónica y de muebles, mientras que los tornillos autoperforantes por puntos se utilizan en aplicaciones de construcción y metalurgia, como la construcción de techos y estructuras metálicas.
  • Tipo de material para su uso: Los tornillos autorroscantes pueden utilizarse para unir dos materiales cuyo grosor y resistencia sean bajos; mientras que los autoperforantes se abren paso y unen materiales mucho más gruesos y resistentes.
  • Tipo de rosca: Los tornillos autorroscantes tienen una rosca muy marcada, de gran tamaño y ancho, que les permite aferrarse con seguridad al material. Por otra parte, los autoperforantes tienen una rosca más discreta, para que no se desgaste a la hora de perforar el material.
  • Tipo de proyectos donde se usan: Son más comunes los tornillos autorroscantes, ya que se utilizan fácilmente para tareas sencillas en el hogar. Mientras que los autoperforantes van un poco más allá, siendo utilizados mayormente en el ámbito industrial o en proyectos pesados.
  • Tamaño: Los tornillos autorroscantes generalmente tienen un diámetro más pequeño que los tornillos autoperforantes por puntos, ya que se utilizan para materiales más delgados. Los tornillos autoperforantes por puntos suelen ser más grandes y tienen una cabeza más grande para soportar la carga de materiales más gruesos.

Cada uno cuenta con sus ventajas, es importante reconocer qué tipo de tornillo necesitas para aprovechar al máximo su potencial.

Diferenciapedia.com

Somos los expertos en explicar las diferencias que todos nos preguntamos en el día a día. Cada redactor de nuestro equipo está especializado en su materia de ahí la calidad del contenido para dar respuesta a cualquier tipo de diferencia. ¡LA MEJOR WEB DE LAS DIFERENCIAS!